La Operación Desgaste…!!!

Sucedió lo que tenía que suceder: ¡hubo retorno!  Algunos dicen que la marcha fue todo un éxito.  Otros salieron decepcionados por la falta de participación.  Se ha denunciado, incluso, que muchos de los videos publicados fueron grabados en eventos pasados.  Por mi parte sería irresponsable calificar el éxito de la convocatoria, puesto que no estuve presente en Venezuela.  Estaba disfrutando, desde El Imperio, de un estupendo almuerzo con nuestros amigos, Mauricio, Anita, María Lourdes, Tommy y la catarata de nietos que tienen entre todos los mencionados.

El “Guaidó” de 2007

El cuento chino de la fulana “Marcha Sin Retorno” es ya, en Venezuela, más viejo que sentarse agachado.  En su momento lo utilizó el jamás-bien-ponderado, Dr. Herman Escarrá (“Escarrá El Malo”), para engañar – MISERABLEMENTE – a millones de infelices, ingenuos y NOBLES venezolanos (y venezolanas), a quienes puso a hacer papeles de ANORMALOS, ANORMALAS, IMBÉCILOS, IMBÉCILAS, ACÉFALOS y ACÉFALAS, con aquello del Comando Nacional de Resistencia, en compañía del Teniente Coronel Iván Ballesteros… otro “pájaro pinto”.  ¿Ya lo olvidaron?

Queremos salir del chavismo…!!!

 

 

El éxito, a mi entender, se hubiera producido si no hubiera habido una sola alma en las calles de Venezuela, pues eso hubiera significado que ese país se había liberado, de una vez por todas, del liderazgo de la FALSA OPOSICIÓN.  En todo caso, para un país que dice tener unos 30 millones de habitantes, donde la 90% sufre una pobreza crítica jamás imaginada por sus coterráneos, la marcha-concentración de ayer – 16 de noviembre – fue todo un verdadero fracaso, ya que debió haber habido una sublevación ACTIVA, GENERALIZADA y SOSTENIDA de la inmensa mayoría del pueblo humillado y ocupado, MISERABLEMENTE, por “fuerzas” extranjeras.

Comenzó el Desgaste

Lo que sucedió ayer en Venezuela fue el comienzo de la “Operación Desgaste”.  El “presidente” Guaidó anunció un rosario de manifestaciones, de marchas y de concentraciones, todas ellas de carácter defensivo, contrario a los postulados de una verdadera resistencia.

Vendrán marchas y más marchas, hasta que ese pueblo deprimido hasta sus tuétanos, tire la toalla y deje de marchar.  Guaidó está siguiendo, al pie de la letra, las directrices del desaparecido Sátrapa Mayor, cuando les recomendó a los venezolanos, en enero de 2009, que no aplicaran la estrategia libertaria de La Guarimba y, en su lugar, se concentraran, marcharan y, por supuesto: ¡votaran cuales enajenados mentales!

 

 

Y qué esperaban?

 

 

Casi la absoluta totalidad de Venezuela y el mundo, aceptan que ese país está bajo la bota, la disciplina y la ocupación del narco-castro-estalinismo internacional.  A través de casi dos décadas, se han creado poderosos intereses difíciles de defenestrar; entre esos intereses tenemos al tráfico internacional de estupefacientes, dirigido por el llamado “Cartel de Los Soles”. ¿Podría haber alguien que no entienda que esos “interesados” dejarían que venga un mequetrefe, por más apoyado que esté por el resto del mundo, a jurungarles el negocio, dejarlos sin plumas… muertos o prisioneros de por vida?  ¡Imposible!  Claro que hay muchos ANORMALOS y ANORMALAS en este mundo de Dios, pero hay que ser demasiado IMBÉCILO o IMBÉCILA como para no darse cuenta de que los eventos de ayer estaban total y absolutamente controlados por esos intereses.  Sucedió lo que estaba pactado y pautado que sucediera: ¡nada!

El día en que esa “oposición” cambie de rumbo hacia un proceso de liberación: ¡hasta ahí llega esa “oposición”!

 

 

Miami 17 de noviembre de 2019

Robert Alonso

 

 

Robert Alonso Presenta

Web page Views: 865,247